The Wall Street Journal podría enfrentar acciones legales luego del artículo sobre Huawei y el supuesto “financiamiento” por parte del gobierno Chino.

0
227

Si ves noticias de tecnología de vez en cuando existe la posibilidad de que esta noticia se te haya pasado, pero si por el contrario te la pasas leyendo noticias de tecnología, fue inevitable que ayer leyeras sobre el articulo que el The Wall Street Journal dedicó a Huawei, donde dedicaron bastante tiempo a hablar de los beneficios que tendría la compañía china directamente desde el gobierno.

No les vamos a mentir, mucha información que parecía una investigación periodística seria, pero en el fondo el objetivo de ese articulo no era más que dejar en claro que Huawei si tiene nexos estrechos con el gobierno chino, vínculos que equivaldrían a más de 75.000 millones de dólares como una inyección de dinero indirecta a la marca en forma de beneficios tributarios y “tratos especiales”.

No es por ser mal pensado, pero luego de leer el articulo quedaba la sensación e que alguien del periódico online dejó su computadora sin contraseña mientras Donald Trump estaba en su oficina.

Como era de esperarse, Huawei no tardó en responder a los dichos del articulo del WSJ:

“Recientemente, The Wall Street Journal ha publicado una serie de artículos falsos sobre Huawei. Estos artículos han dañado seriamente la reputación de Huawei. Huawei se reserva el derecho de emprender acciones legales para proteger su reputación.”

La defensa de Huawei es simple, ellos no reciben tratos distintos a los que ellos y otras empresas reciben, no solo en China, en muchos países, donde empresas privadas solicitan subsidios y eximir cierto pago de impuestos a cambio de acuerdos entre los gobiernos y empresas que van en beneficio de la economía del país, solo por dar un ejemplo podemos hablar del tema de empleos que generan las empresas.

“La relación de Huawei con el gobierno chino no es diferente a la de cualquier otra empresa privada que opere en China. Al igual que otras empresas tecnológicas que trabajan en China, incluidas las extranjeras, Huawei recibe cierto apoyo político del gobierno chino, pero nunca hemos recibido ningún trato especial. Nuestro capital proviene de nuestras propias operaciones comerciales y financiación externa, no de subsidios gubernamentales. En los últimos 10 años, el 90% de nuestro capital ha procedido de nuestras operaciones comerciales. A su vez, la financiación externa de Huawei cumple con todas las regulaciones del mercado, y nuestro coste de la deuda se alinea con los estándares del mercado.

De hecho, toda empresa tecnológica que opera en China tiene derecho a ciertas subvenciones del gobierno, siempre y cuando cumplan ciertas condiciones. Esto incluye también a empresas tecnológicas extranjeras. Los subsidios proporcionados a las empresas tecnológicas se dedican principalmente a apoyar programas de investigación. Huawei solicita estos subsidios gubernamentales como cualquier otra empresa. Como afirmaba el propio artículo, es también común que los gobiernos occidentales ofrezcan subsidios para apoyar los programas de investigación tecnológica. En la última década, la cantidad total que Huawei ha recibido en subvenciones a la I+D de gobiernos tanto dentro como fuera de China supone menos del 0,3% de los ingresos totales. En 2018, supuso una cantidad equivalente al 0,2% de los ingresos anuales.”

Para Huawei la historia es simple de explicar, WSJ utilizó información falsa para el articulo la cual interpretó mal,… en resumen mintieron, lo que no es menor para una compañía que en los últimos años ha despuntado con bastante fuerza en el mundo de la tecnología, motivo por el cual se transformó en el objetivo a derribar del gobierno de Estados Unidos, por nada más que eso, ya que si bien el gobierno de Trump cada vez que puede trata de espías a Huawei, todavía no son capaces de mostrar ni una prueba de lo que dicen.

La defensa de Huawei no quedó solo en eso, también tuvieron palabras para recordar que su éxito no aparece de la nada ni gracia a inversiones del gobierno, es el fruto del trabajo de 30 años de inversión en I+D, compromiso y dedicación:

“Huawei es una empresa privada propiedad de sus empleados. En los últimos 30 años, hemos invertido entre el 10% y el 15% de nuestros ingresos anuales en I+D. De hecho, nuestra inversión en I+D en la última década asciende a casi 73.000 millones de dólares. Sólo en 2018, nuestro gasto en I+D alcanzó los 15.000 millones de dólares, convirtiendo a Huawei en el quinto mayor inversor en I+D del mundo, según el 2018 EU Industrial R&D Investment Scoreboard. Eso sitúa a Huawei muy por encima de Cisco, Nokia y Ericsson, que ocuparon el puesto 25, 27 y 43, respectivamente. De 2009 a 2019, Huawei ha gastado más de 4.000 millones de dólares en el desarrollo del 5G. Esto es más que la inversión en 5G conjunta de los principales proveedores de equipos en los EE.UU. y Europa. Esta gran inversión en I+D ha impulsado la innovación y el desarrollo de Huawei, y es un factor clave del éxito de la compañía.”

Sería bueno que WSJ salga a aclarar sus dichos y negar la influencia de Donald Trump en sus dichos, porque hasta ahora parece una arista más de la persecución que el país del norte lleva tras Huawei, con mucha critica a su forma de hacer las cosas pero con bien pocos argumentos reales, está bien si tu investigación arroja cifras y ciertos beneficios que pueda tener Huawei en su país, pero de ahí a sonar como un discurso de Trump, es grande la diferencia y es eso lo que tienen que salir a aclarar pronto antes de que Huawei decida tomarse las cosas a mal y quiera tomar medidas legales en contra del periódico digital.

Fuente: Wwwhatsnew.
Autor: Elias Villagrán Donaire.