La Organización Mundial de la Salud es categórica: la adicción a los videojuegos es un trastorno.

0
256

Soy de los que vivieron gran parte de su infancia con una consola en la sala de la casa, supe lo que era jugar a diario por largas horas el Super Mario Bros e incluso competir día tras día con mi vecino del lado para ver quien rescataba mas princesas al día, pero por esos días, ya hace muchos años, hablar de los problemas que podríamos tener por culpa de un videojuego era algo que no se nos pasaba por la mente, en el mejor de los casos lograbas tener dos videojuegos distintos y con eso difícilmente lograrías generar una adicción.

Pues bien, con el pasar de los años y la explosión del mundo de los videojuegos, cada día se hizo mas recurrente tomar el mando de una consola para por unas horas viciar un juego, y luego con la aparición de las computadoras el tema no tardó en tomar una dimensión nueva que nos lleva a un presente que ha evolucionado enormemente, ya no tenemos un par de consolas, tenemos muchas más y de distintas generaciones y si nos pasamos a la computadora ya el tema se nos escapa de las manos, tanto así que por estos días hay mucha gente que se le puede llamar “adicta a los videojuegos”, aunque ellos mismos lo nieguen.

El problema de la adicción a los videojuegos lleva varios año siendo analizada por la salud mundial, y aunque quienes padecen de esta adicción sigan intentando hacer pensar que lo de ellos no es un problema sino “un estilo de vida”, la verdad es que la OMS ya tiene una decisión al respecto.

Para algunos el problema existe, para oro no, por lo que en la 72ª Asamblea Mundial de la Salud de la OMS se decidió tocar el tema para ver si se lograba llegar a un acuerdo sobre esta problemática, y resulta que 194 miembros de la OMS decidieron que el problema existe y es bastante real; por lo que debe ser reconocido como un trastorno para buscar tratamientos efectivos que ayuden a las personas alrededor del mundo. Para que se hagan una idea, acá no hablamos de un problema que se solucione jugando un poco menos diariamente, acá se habla de personas que necesitan un tratamiento como quien somete a tratamiento a un drogadicto, alcohólico o ludopata, y no solo eso, se debe comenzar a crear una especie de “tratamiento” para abordar este tipo de personas que son adictas a los videojuegos.

Hay que aclarar que acá no estamos hablando de esas personas que a diario se sientan a jugar Fornite por un par de horas todos los días de la semana, acá se busca ayudar a quienes básicamente prefieren estar la mayor parte del día frente aun videojuego, dejado de lado otras actividades que una persona cualquiera realizaría en su diario vivir.

En Junio del 2018 la OMS llevó a cabo una revisión de sus estadísticas de clasificación internacional de enfermedades y problemas de salud (CIE-11); y fue desde entonces que conocimos el término “trastorno del juego” o “gaming disorder”. Así se describió entonces:

“Un patrón de comportamiento caracterizado por un control deficiente sobre los juegos, aumentando la prioridad otorgada al juego sobre otras actividades; en la medida en que el juego tiene prioridad sobre otros intereses y actividades diarias, y la continuación o escalada del juego a pesar de la ocurrencia de consecuencias negativas”

En el entorno de lo que comprenden los videojuegos este tipo de temas han sido rechazados en los últimos años, sobre todo por jugadores y creadores de videojuegos, pero la verdad es que en este tema como encantos otros no se puede tapar el sol con un dedo, acá existen jugadores que tienen tendencia a obsesionarse con los videojuegos y es un problema real, quizá no es una mayoría como muchos pretenden que sea para poder actuar, pero si hay casos de personas que han reducido su mundo a un mando de una consola o un teclado/mouse de una computadora, y ya es hora de que el tema se aborde y se busque una solución para esos problemas.

Aunque muchos creen que esto se trata de un ataque contra el gaming y su industria, por su parte la OMS ya dijo su postura sobre el tema y durante la CIE-11 se aprobó con todo y sus modificaciones para que a partir del 01 de Enero del 2022 cualquier especialista pueda diagnosticar a un paciente con “trastorno del juego” y poder aplicar un tratamiento que le permita dejar esa adicción.

Vía: Fayerwayer.
Autor: Elias Villagrán Donaire.