Ahora resulta que Snowden hasta pudo hacer “servicio publico” con sus filtraciones.

0
553

nsa_custom-d54d499c9c753ed935364161c2a7370fd4913e81-s800-c85

Desde que Edward Snowden comenzó a dar detalles sobre los movimientos de la NSA (Agencia de Seguridad Nacional de Estados Unidos) toda relación con el país del norte se rompió y fue catalogado directamente como un traidor, por consiguiente su persecución se hizo inmediata y ya van por lo menos dos años en que EE.UU. intenta meter en una celda a Snowden por dejarlos en evidencia ante el mundo, y es que una cosa es dejar de ser parte de una entidad gubernamental, y otra muy distinta es salir de esta delatando todos los procedimientos “irregulares” que se realizaban contra naciones “enemigas” y aliadas.

El ex-Fiscal General de Estados Unidos Eric Holder, que hasta ahora había sido una de las voces que más insistía en que Edward Snowden debía ir a la cárcel, empieza a suavizar su discurso. Lo ha hecho admitiendo que el ex-agente de la NSA realizó un “servicio público” exponiendo las actividades de la organización y abriendo un debate sobre la vigilancia.

Desde el 2014 que Estados Unidos trata de un “servicio publico” lo realizado por Snowden, pero aseguraban que si quería volver en algún momento a Estados Unidos tendría que hacerlo tras declarar públicamente su culpabilidad. Ahora parece que se conforma con que venga y se enfrente a la justicia por haberse saltado la ley, e incluso menciona que el bien que le ha hecho a la sociedad podría hacer que los jueces rebajen su condena.

Por el lado politico todos sacan su provecho según conveniencia, en la previa de las elecciones presidenciales personajes como Donald Trump siguen catalogando a Snowden como un traidor que debe ser enjuiciado y encarcelado, así como otros de la vereda contraria intentan buscar apoyo popular poniendo su rostro del lado del ex NSA.

Por su parte, Snowden se lo toma todo con cierta ironía, y tras conocerse las declaraciones de Holder compartió un Twitter una línea temporal en la que reflejaba cómo se iban debilitando las acusaciones contra él.

Fuente: Cnet.
Vía: Genbeta.
Autor: Elias Villagrán Donaire (Twitter).